PNL para profesionales de la salud: saca ventaja de aplicar esta herramienta

La Programación Neurolingüística está en todo, pues ofrece un conjunto de herramientas que contribuyen a transformarnos en diversas áreas del desarrollo personal y mejorar nuestra calidad de vida y la de los demás. ¿De qué forma? Nuestra mente está condicionada por creencias y comportamientos tan arraigados en nosotros que no podemos influir sobre ellos de forma consciente. Ahora bien, si logramos definir qué es lo que queremos desde el consciente, podremos transformar y definir nuestros proyectos de vida. Y la PNL permite eso.

A muchos nos ha pasado que cuando asistimos a una consulta médica y comenzamos a “conversar” con el médico sentimos que nuestro interlocutor no nos está prestando atención. Esto es más común de lo que imaginamos y, probablemente, a todos nos ha sucedido más de una vez. Es muy incómodo sentir que estamos hablando solos, con la sensación de que lo que decimos no es relevante para el médico quien, mientras tanto, va haciendo anotaciones en un formulario o en su ordenador, sin siquiera voltear a mirarnos. Lamentablemente, son escasos los profesionales de la salud que, pese a sus años de estudio, “aprenden” cómo brindar una atención de calidad a sus pacientes. Incluso, hasta disminuyen sus consultas por esta razón. Por si no lo sabías, la Programación Neurolingüística es una herramienta eficaz para mejorar las estrategias de comunicación y mantener el “rapport” con los clientes, de manera que estos se sientan escuchados.

¿Deseas aumentar tu número de consultas? Fórmate en Programación Neurolingüística

Toda la información que recibimos es captada por nuestros sentidos y su organización determinará la forma como concebimos el mundo y, en consecuencia, actuamos. Por ello, la comunicación es fundamental para lograr interacciones positivas con los pacientes y clientes, ya que gracias al desarrollo de competencias comunicacionales (orales, gestuales, entre otras), podremos influir en el procesamiento de la información de nuestros interlocutores y conseguir una comunicación efectiva. Esto redundará en que aprendamos a manejar nuestros estados emocionales y crear lazos de empatía con el paciente de manera que la consulta se torne fluida y armónica.

No hay que olvidar que los pacientes llegan al consultorio no solo con sus dolencias sino con toda una carga de emociones: miedo, ansiedad, preocupación. Y los profesionales de la salud en sus diversas áreas deben comprender que más que una receta y un tratamiento que alivie su padecimiento, también necesitan de una palabra amable o una sonrisa de comprensión. Crear “rapport” con el cliente es importantísimo para su curación, pues contribuirá a que este tenga confianza en su médico y se motive aún más a llevar su tratamiento y rehabilitación con esmero.

El “Rapport” (o sintonía) es una de las numerosas herramientas que forman parte del entrenamiento con PNL. Esta consiste en forjar situaciones de conexión y aceptación entre las personas, lo que permite que la comunicación se suceda de modo automático. Aprender a controlar lo que se le dice al paciente y cómo se dice conduce a conseguir un clima de confianza entre ambos interlocutores, para que aquel se sienta cómodo y más accesible, incluso para que tenga una mejor impresión del profesional en cuestión. Sin embargo, lograr un buen “rapport” requiere de un gran conocimiento sobre sí mismo, así como del tipo de cliente con el que se va a comunicar. De esta forma, sabrá adaptar su lenguaje verbal y no verbal para generar la seguridad y la confianza entre ambas partes.

En definitiva, la PNL ha logrado sus mayores cometidos en el mejoramiento de las relaciones interpersonales y en el ámbito laboral. Por eso, si eres un profesional de la salud y te formas en AmoAcademy podrás entrenar y mejorar tus habilidades, competencias, resolver conflictos, así como influir positivamente en la conducta de los demás; sobre todo, adquirir las herramientas comunicativas más efectivas para acercarte a tus pacientes y conseguir una consulta fluida y armoniosa.

Así que aprovecha todo tu potencial con el fin de lograr tus objetivos, reprograma tu mente para desechar todas esas creencias y valores que obstaculizan tu camino hacia el éxito. No olvides tratar al paciente como desearías que te trataran a ti. Es parte de la vocación de servicio que caracteriza a un profesional de la salud.

¿Deseas más información sobre este programa de formación en Programación Neurolingüística? ¡Contáctanos! .

¡Comparte esta publicación!